viernes, 4 de febrero de 2011

¿Se me escucha?


Escuchar la emisora mientras trabajas, a veces, es de lo mas entretenido,jaja. Puedes ser testigo de cosas como esta;


¿ochenta y cuatro?

¿ochenta y cuatro me recibe?

¿ochenta y cuatro?

Imagínense la cálida y dulce voz de la tele operadora,

¿ochenta y cuatro?

Si señorita, la recibo.

¿Va todo bien, es que ha pulsado la alarma?

Sí, es que se ha montado un compañero grande en el coche y la ha pulsado sin querer.

Y digo yo, si no hubiera sido ese el caso, que gracias a Dios si lo era, ¿cual hubiera sido la respuesta?

¿Que tal esta?

Si señorita, es que tenía una navaja que me oprimía el cuello y no podía contestar, pero ya puedo, si eso mande una ambulancia porque la policía ya no hace falta.

¡Pa habernos matao, que decía la abuela!


P.D. Con todos mis respetos a las tele operadoras(que no pueden hacer otra cosa) y compañeros que han sufrido agresiones. Me lo tomo con humor porque de otra manera no saldría a trabajar.
Afortunadamente nos han concedido subvenciones para la instalación de cámaras de seguridad, aunque lo mejor es tener fe.

Feliz fin de semana

5 comentarios:

PHERRO dijo...

Bueno, pues ojala que nunca te suceda nada desagradable Marisa.
Yo ya puedo contar mi primer asalto sufrido como Taxista, lo bueno es que lo puedo contar y tienes razón, no queda más que tener fe.
Tal vez después me afilie a una base, mientras seguiré de ruletero, porque el futuro del transporte público acá en la Ciudad de México es incierto. En fin.
Cuídate, luego nos leemos.

LiLith dijo...

Me alegro mucho que hayas encontrado mi blog, asi he podido llegar al tuyo que es una joya,

Saludos y felicidades

Marisa dijo...

Verdaderamente vuestra
profesión merece un plus
de peligrosidad.

Besos

Sidrina dijo...

Lo malo ahora de las cámaras lo que gastarás en maquillaje y peluquería para salir mona por la tele. Biquiños y cuidado en la carretera.

Marisa dijo...

Pherro, gracias por tus buenos deseos y me alegro que lo puedas contar. El futuro es incierto en cualquier parte del mundo.

Lilith, felicidades a ti por esa forma tan magistral de escribir.

Marisa, no creas, todas las profesiones tienen sus riesgos.

Sidrina, jaja, no se me había ocurrido pensarlo, jaja. Esperemos que no me de por hacer muecas en las esperas que preceden a los servicios, ¿te imaginas?, así con los ojos torcidos...jaja.

Gracias por dedicarme vuestro tiempo.
Saludos